Miércoles, 19 de Junio 2024

LO ÚLTIMO DE Cultura

Cultura | En ocasiones protagonizó momentos especiales en los pasillos del encuentro editorial

Gabriel García Márquez marcó la FIL de Guadalajara para siempre

La directora de los primeros años de la Feria asegura que ''Gabo'' adoptó la feria como si fuera propia

Por: EL INFORMADOR

En noviembre de 2007, García Márquez fue la máxima figura de la FIL con Colombia como país invitado de honor. ARCHIVO /

En noviembre de 2007, García Márquez fue la máxima figura de la FIL con Colombia como país invitado de honor. ARCHIVO /

GUADALAJARA, JALISCO (17/ABR/2014).- Aunque la Feria Internacional del Libro ( FIL) de Guadalajara tiene su origen en 1987, su proyección aumenta cuando se inicia con la tradición de contar con un país invitado de honor a la cita editorial, desde su séptima edición, lo que dio comienzo con Colombia y una delegación de autores encabezada por el mismísimo Premio Nobel de Literatura, Gabriel García Márquez, cuya presencia, en palabras de quien fuera directora de la FIL durante sus primeros 15 años, Margarita Sierra, "marcó la feria para siempre".

Así, creada por iniciativa de la Universidad de Guadalajara ( UdeG), la FIL es hoy día el mayor mercado mundial de publicaciones en español y en ella se dan cita, cada año, escritores, editores, agentes literarios, promotores de lectura, traductores, distribuidores y bibliotecarios, que acuden para realizar intercambios comerciales y profesionales.

Episodios memorables

En este contexto, el autor de Cien años de soledad, a lo largo de los años, protagonizó diferentes episodios memorables en la feria, trátese de un emotivo homenaje a Rulfo en 1993, el anuncio que hizo durante la inauguración de la FIL 2000, cuando superó un linfoma que puso en riesgo su salud, o cuando en la vigésima edición de la Feria levantó la mano a Carlos Monsiváis ante los ojos de invitados como su amigo Carlos Fuentes o también los del Premio Nobel de Literatura, el portugués José Saramago y la sudafricana Nadine Gordimer.

De acuerdo con Sierra, el gran autor colombiano "adoptó la feria como si fuera propia", hecho que confirió a la FIL "un carácter de una relevancia especial" pues, detalla, García Márquez y otros escritores latinoamericanos de renombre "hicieron que el mundo volteara a ver a Guadalajara, una ciudad donde no había un desarrollo editorial".

Del anecdotario

En este sentido, aunque visitante habitual de la feria, Sierra ha recordado que alguna vez hubo de "liberarlo de las multitudes" en Expo Guadalajara –su celebridad ha congrega siempre a numerosos lectores y devotos de su obra– y, con ayuda de su hijo, sacarlo por un estacionamiento "de la parte de atrás" de las instalaciones; fue durante ese traslado del autor a su hotel donde se dio la "oportunidad" de platicar con García Márquez quien, en ese momento, "como que se relajó" e hizo del trayecto un encuentro "grato" pues, reconoce la ex directora de la FIL, era "un hombre hosco ante las personas desconocidas y no era fácil dialogar con él".

Otro "momento maravilloso" que rememora Sierra fue durante una celebración por el cumpleaños 70 de Álvaro Mutis, que se celebró en Bogotá, Colombia, en el Palacio de Gobierno, donde Gabriel García Márquez –quien siempre tuvo "una profunda amistad" con Mutis– pronunció ante cientos de invitados "un discurso maravilloso sobre Álvaro", lo que representaba "una faceta desconocida de García Márquez como hombre intenso y agradecido en la amistad"; en aquella ocasión "todos salimos felices y conmovidos", comenta, por lo que fue algo emocionante "para mí estar presente".

La presencia permanente

En palabras de Sierra, la creación posterior de la Cátedra Julio Cortázar –gracias a la generosa aportación del colombiano y de Carlos Fuentes– "marcó a Guadalajara como un lugar donde estos grandes escritores querían promover el desarrollo cultural", no solamente porque García Márquez fuera un cutor que vino a la ciudad "casi todos los años" sino por la importancia que concedía a la formación y la difusión del conocimiento.

Finalmente, Sierra es consciente de que García Márquez tuvo siempre una relación especial con Guadalajara, una ciudad a la que "más que palabras" dejó como legado "su permanente presencia en la feria del libro".​

SIGUE LA COBERTURA EN TIEMPO REAL

Condolencias en Facebook:

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones