Sábado, 24 de Febrero 2024

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

El Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC)

Por: Luis Ernesto Salomón

El Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC)

El Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC)

La reunión de la APEC en San Francisco tuvo un significado especial para México, dadas las condiciones geopolíticas actuales: el Presidente asistió, ahora sí, a una reunión de alto nivel y mantuvo una actitud constructiva lejos de criterios ideológicos. No era para menos, porque el foro sirvió para dar cauce a las tensiones crecientes entre China y Estados Unidos con todas sus consecuencias económicas, políticas y militares.

El papel central fue el encuentro entre los presidentes de Estados Unidos y China. El Presidente López Obrador tuvo una participación estratégica al lado de los intereses norteamericanos y sostuvo reuniones bilaterales importantes con Joe Biden y Justin Trudeau. Y aunque se encontró también con Xi Jinping, resultó claro que somos de los principales beneficiarios de las tensiones chino-estadounidenses. Así que el destino nos coloca más cerca que nunca de los intereses geopolíticos de nuestro vecino del Norte, lo que significa al mismo tiempo una oportunidad única, así como riesgos estratégicos. Desde el punto de vista político, significó un acercamiento directo previo a las elecciones presidenciales de ambas naciones el año próximo.

Mientras los presidentes Joe Biden y Xi Jinping se reunieron en una cumbre bilateral para evitar que una relación competitiva se convirtiera en una confrontación más contenciosa, y para Xi, la reunión fue una oportunidad de mejorar su imagen en China luego de una decepcionante recuperación económica tras la pandemia, a Andrés Manuel le brindó una oportunidad para atender la agenda internacional de forma directa. Todo en medio de estas tensiones crecientes entre las potencias que han provocado, por ejemplo, que la inversión extranjera directa en China disminuyera a números negativos, mientras que en México sigue en ascenso llevándonos a ser el principal socio comercial de EU. En ese contexto, China considera que las verdaderas intenciones de Washington son debilitarles estructuralmente y trata de actuar más activamente en América Latina.

El presidente Xi, en ese afán de disputa hegemónica, reiteró el apoyo de China a políticas comerciales abiertas y señaló que el mundo “es lo suficientemente grande para que los dos países tengan éxito”, dibujando un panorama de disputa en el Pacífico. También presionó al mandatario estadounidense para que levantara los controles a la exportación de equipos sensibles y apoyara el fortalecimiento de los vínculos bilaterales financieros y de inversión, pero Biden no puede permitirse parecer débil, dados los sentimientos antichinos tanto de republicanos como de demócratas; tanto que calificó las conversaciones de francas y constructivas, pero a pregunta expresa volvió a calificar abiertamente al líder chino como “dictador”.

En ese clima de disputa, donde la Casa Blanca ponderó como el resultado más satisfactorio de las conversaciones el compromiso de Pekín de frenar el comercio de ingredientes relacionados con el fentanilo y la reanudación de un diálogo entre militares, además de un renovado programa de iniciativas sobre el cambio climático, México se mantuvo expectante de las condiciones que actualmente nos favorecen y de la necesidad de generar mayor confianza política.

La reunión fue importante para remarcar nuestra coincidencia estratégica con Estados Unidos frente a China en temas comerciales y para comprometernos en la lucha contra el tráfico de drogas sintéticas como el fentanilo, cuando hay tantas voces levantadas de los lados de la frontera exigiendo acciones contra el crimen organizado. Fue la aparición más amplia del presidente López Obrador en la escena internacional hasta la fecha, en la que trató de ser lo más político y diplomáticamente correcto. Su presencia marcó una diferencia respecto a los años anteriores en donde se negaba a asistir a este tipo de reuniones con mandatarios. El cambio puede provenir de la intensidad de las invitaciones, así como de la oportunidad que representa para fortalecer la relación con Joe Biden, cuando se avecina una andanada de referencias a nuestro país en el marco de la lucha electoral.

luisernestosalomon@gmail.com

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones