Viernes, 19 de Agosto 2022

2 personas mueren tras la caída de un automóvil eléctrico desde un edificio en China

En una semana nada fácil para la industria de automóviles eléctricos, dos personas murieron en Shanghái tras un accidente por esclarecer y miles de carros eléctricos de Toyota serán retirados tras preocupaciones sobre la seguridad de sus neumáticos

Por: BBC News Mundo

Dos personas murieron en el interior del vehículo murieron en el accidente de Shanghái.  WEIBO

Dos personas murieron en el interior del vehículo murieron en el accidente de Shanghái. WEIBO

El fabricante de automóviles eléctricos chino Nio confirmó que dos personas murieron este miércoles cuando uno de sus vehículos cayó desde el tercer piso del edificio sede de la compañía en Shanghái, China.

Los fallecidos son un trabajador de Nio y otro de una empresa socia.

El incidente ocurrió el pasado miércoles 22 de junio alrededor de las 5.20 pm hora local, informó la firma. Las personas que murieron se encontraban dentro del vehículo cuando este cayó desde el edificio.

Nio anunció haber iniciado una investigación inmediata sobre el incidente en cooperación con funcionarios del gobierno.

El área del tercer piso desde donde cayó el automóvil se ha descrito de diversas formas como una sala de exposición, una instalación de pruebas o un estacionamiento.

"Nuestra compañía ha colaborado con el departamento de seguridad pública para lanzar una investigación y analizar la causa del accidente. Basándonos en el análisis de la situación en la escena, podemos confirmar de forma previa que este fue un accidente (no causado por el vehículo)", dijo la compañía en un comunicado.

"Nos sentimos muy tristes por este accidente y queremos expresar nuestras más profundas condolencias a nuestro colega y compañero de negocios que perdieron sus vidas. Se ha conformado un equipo para ayudar a las familias", añadió.

Enfado en redes sociales

La declaración inicial de Nio en la plataforma china Weibo atrajo más de 1.000 comentarios en media hora, pero luego fue eliminado.

La última oración del comunicado, en que se explicaba que el accidente "no estuvo vinculado al vehículo como tal", provocó muchas respuestas de enfado por parte de usuarios de redes sociales.

"Esto muestra la sangre fría del capitalismo", dijo uno de los comentarios.

"La última oración es tan indiferente. Ellos (los que probaban el vehículo) vinieron a probar el automóvil, pero, ¿dicen ustedes que (el accidente) no tuvo nada que ver con el vehículo?", comentó otro usuario.

"Debería ser la oficina de seguridad pública quien confirme si fue un accidente o no", podía leerse en otro comentario.

Un usuario de redes sociales publicó una foto, aparentemente tomada desde un edificio en las inmediaciones, marcando con un círculo rojo la ventana desde donde presumiblemente cayó el automóvil. WEIBO

Desde entonces, el fabricante de automóviles ha publicado una versión revisada de la declaración, que todavía se refiere al choque como un accidente, pero ahora tiene "no causado por el vehículo" entre paréntesis, aparentemente para quitarle énfasis a esa parte de la oración.

Todos los comentarios a la nueva publicación son ahora las siglas de que en paz descansen.

Nio se encuentra en la delantera de la iniciativa local de China para dominar la industria de vehículos eléctricos. Ha apostado mucho por las baterías intercambiables en sus automóviles como una forma de superar las preocupaciones de los clientes sobre la necesidad de cargar frecuentemente los vehículos.

Nio es rival de Tesla, el fabricante estadounidense de vehículos eléctricos del multimillonario Elon Musk, que cuenta con una planta productora en Shanghái.

Problemas también para Toyota

No está siendo la mejor semana para la industria de automóviles eléctricos.

A menos de dos meses de lanzar el modelo eléctrico bZ4X, el gigante de la industria automotriz Toyota retirará 2.700 ejemplares en Estados Unidos, Europa, Canadá y Japón por las preocupaciones de que sus neumáticos puedan desprenderse, según reporta Annabelle Liang, reportera de negocios de la BBC.

Modelo bZ4X de Toyota. GETTY IMAGES

Un portavoz le dijo a la BBC que los pernos de las ruedas del bZ4X "pueden aflojarse hasta el punto en que la rueda puede desprenderse del vehículo" después de un "uso con poco kilometraje".

"Si una rueda se desprende del vehículo mientras conduce, podría perder el control del vehículo, lo que aumentaría el riesgo de un choque. Nadie debe conducir estos vehículos hasta que se realice el remedio", agregó.

La BBC entiende que algunos modelos bZ4X no han sido retirados del mercado. Sin embargo, Toyota se negó a comentar cuántos vehículos había fabricado la empresa.

El fabricante de automóviles Subaru también dice que por la misma razón retirará del mercado 2.600 autos eléctricos que desarrolló con Toyota.

***

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

AC

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones