Domingo, 25 de Febrero 2024

El Gobierno federal se deslinda de sancionar descargas en el Santiago

Durante el 2023 hubo una baja en la limpieza del cauce con sólo ocho mil 798 litros por segundo

Por: El Informador

A pesar de la estrategia “Revivamos el Río Santiago”, existe un rezago histórico en el tratamiento de las aguas domésticas de la cuenca. EL INFORMADOR/ Archivo

A pesar de la estrategia “Revivamos el Río Santiago”, existe un rezago histórico en el tratamiento de las aguas domésticas de la cuenca. EL INFORMADOR/ Archivo

Mañana se cumplen 16 años de la muerte de Miguel Ángel Rocha, menor de edad que en enero de 2008 cayó a las aguas del Río Santiago. Su fallecimiento se debió a envenenamiento por arsénico y otros contaminantes. 

La problemática en el río llegó a instancias internacionales: en 2020, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) emitió una serie de medidas cautelares en favor de pobladores de zonas aledañas, pero el Gobierno federal se ha deslindado.

En los informes emitidos por el Estado Mexicano, obtenidos vía Transparencia luego de que la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) los reservara por cinco años en 2021, la Federación buscaba priorizar “el cese de descargas de contaminantes”, así como “mejorar los sistemas de registro de descargas de afluentes industriales”. 

Pero en el informe correspondiente al 2023 entregado a la CIDH, la Federación omitió responder sobre acciones de saneamiento o planes para erradicar y sancionar descargas residuales irregulares en el cauce, únicamente señala que el Gobierno de Jalisco compartió el plan de atención a la cuenca y acciones en materia de salud.

Raquel Gutiérrez Nájera, académica de la Universidad de Guadalajara, criticó el deslinde del Gobierno federal al atenerse a la estrategia “Revive Río Santiago”, la cual consideró insuficiente, así como la complicidad para evadir acciones como contar con un padrón de descargas desde la Conagua.

Baja saneamiento de agua en cuenca del Río Santiago

Pese a que una de las metas de la estrategia “Revivamos el Río Santiago” es el saneamiento de aguas, durante el año 2023 hubo una baja en la limpieza de las aguas del cauce

Datos de la Secretaría de Gestión Integral del Agua reportados a la plataforma Monitoreo de Indicadores del Desarrollo (MIDE) Jalisco hasta el 31 de diciembre pasado indican que un total de ocho mil 798 litros por segundo fueron saneados durante 2023; la cifra se redujo respecto al año previo cuando fueron un total de ocho mil 972 litros por segundo de agua saneada

“Existe un rezago histórico en el tratamiento de las aguas domésticas de la cuenca. El saneamiento total es urgente e indispensable para mejorar las condiciones del río”, se indica en la plataforma de internet lanzada por el Gobierno de Jalisco al inicio de la administración estatal actual.

En ella, se establecen metas a seguir como la cobertura de saneamiento del Río Santiago y la principal vía para lograrlo es la remodelación y construcción de plantas de tratamiento de aguas residuales. 

En 2019, la meta era el “fortalecimiento de 17 plantas de tratamiento, operación y mantenimiento” y la culminación de los colectores hacia la planta de tratamiento “El Ahogado” para llegar al 71% de cobertura de saneamiento; en 2022 se inició con la ampliación de la planta de tratamiento de “El Ahogado”, misma que se espera, inicie operaciones este año para llegar al 75% de cobertura de saneamiento. 

Sin fecha, la estrategia contempla al colector San Gaspar para captar aguas residuales y de lluvia, así como la ampliación de la planta de tratamiento de Río Blanco. 

Arturo Gleason, académico de la Universidad de Guadalajara, cuestionó el enfoque de la estrategia del Gobierno estatal al señalar que se deben erradicar fuentes de contaminación. 

“Es entrar en un proceso de restauración del río; si no se erradican las fuentes de contaminación, no habrá planta de tratamiento que pueda limpiar la gran variedad de contaminantes que se arrastran en toda la cuenca”, indicó el académico.

En septiembre, el gobernador de Jalisco reconoció que el problema principal de la contaminación se concentra en Juanacatlán y El Salto, municipios donde hay altos niveles de sulfuro (químico considerado altamente tóxico) en el agua.

“Los niveles de sulfuro en el agua que son las que generan el mal olor del agua han bajado drásticamente en todos los puntos de monitoreo a los que estamos dándole seguimiento. El problema está en El Salto - Juanacatlán en donde esos niveles de sulfuro no han podido reducirse”, refirió. 

El mandatario anunció una serie de medidas para el saneamiento, pero no han detallado novedades al respecto.

EL INFORMADOR

Pendiente, conclusión de planta de “El Ahogado”; se endeudan para terminarla

La obra de ampliación de la planta de tratamiento “El Ahogado” es punto clave en la estrategia del Gobierno de Jalisco para el saneamiento del Río Santiago. 

La estrategia “Revivamos el Río Santiago” contempla que la planta de tratamiento ayude para que la cobertura de saneamiento del río alcance el 75% este 2024, ya que podrá tratar hasta tres mil 250 litros de aguas residuales por segundo.

La obra de ampliación comenzó en el año 2022 y según la actualización emitida por el área de comunicación social de la Secretaría de Gestión Integral del Agua es del 32% hasta este mes de febrero; se espera que la ampliación concluya antes de finalizar la administración para que comience a tratar aguas residuales en octubre.

Para esta obra, el Gobierno del Estado requirió un esquema de asociación público-privada para la ampliación de la planta de tratamiento; para ello, se contempló una inversión privada de hasta mil 157 millones de pesos (MDP) con una contraprestación de hasta 340 millones de pesos anuales por 18 años

El endeudamiento del Gobierno estatal incluyó autorizar a la Comisión Estatal del Agua (CEA) contratar un crédito bancario de hasta 100 MDP. 

Por ello, la diputada local de Hagamos, Mara Robles, cuestionó que el Gobierno estatal adquiriera una nueva deuda mediante la Asociación público-privada.

Para Arturo Gleason, académico de la Universidad de Guadalajara y especialista en el tema del agua, más que aumentar la capacidad de tratar aguas residuales, el Gobierno del Estado se debe enfocar en acciones preventivas para evitar la emisión de contaminantes al cauce.

“El Ahogado" la planta de tratamiento de agua forma parte de la estrategia “Revivamos al Río Santiago”, y se espera que la cobertura de saneamiento sea del 75% durante este año. EL INFORMADOR/ Archivo

Para saber más
Antecedente de medidas que han emitido organismos de derechos humanos

  • Comisión Estatal de Derechos Humanos Jalisco (CEDHJ): Macrorrecomendación 1/2009 por la contaminación del Río Santiago, emitida en 2009.
  • Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH): Medidas cautelares mediante la Resolución 07/2020.
  • Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH): Recomendación 134/2022 a SEMARNAT, Secretaría de Salud Federal, CONAGUA, COFEPRIS, PROFEPA, Gobierno de Jalisco, así como ayuntamientos de Juanacatlán, El Salto y Poncitlán. 

Voz del experto
Raquel Gutiérrez Nájera, académica de la UdeG
Adriana Cadena, integrante de la organización Tsikini

Deficiente, informe del Estado mexicano

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) emitió en 2020 medidas cautelares en favor de habitantes de zonas aledañas al Río Santiago y el Lago de Chapala por la contaminación en ambos cuerpos de agua. 

En 2021, la Secretaría de Relaciones Exteriores reservó por cinco años los informes entregados a la CIDH, aunque en 2023, el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai) ordenó hacerlos públicos. Este medio los obtuvo vía transparencia y tras ello, académicos y activistas ambientales criticaron la respuesta entregada por el Estado mexicano al organismo internacional. 

Adriana Cadena, calificó como deficientes las respuestas del Gobierno mexicano a la CIDH: “No vemos una respuesta contundente de medidas en cuanto al cumplimiento de las medidas cautelares que se otorgaron a estas poblaciones aledañas”.

“Deja mucho que desear pues lo que se requiere son constancias, pruebas de todo lo que existe en estos informes y no presenta nada (…) estas respuestas a la CIDH son deficientes, son nada más para sacar el trámite, para que se vea que están respondiendo, que se está realizando algo”.

La activista dijo que tampoco se informa de reuniones con la población afectada y que la Federación deja todo en manos del Gobierno estatal. 

Raquel Gutiérrez Nájera, académica de la UdeG, consideró que no hay claridad en la respuesta del Estado mexicano y criticó que la estrategia del Gobierno de Jalisco no da respuesta a las medidas cautelares de la CIDH, al señalar que no hay una propuesta global para solucionar el problema de contaminación. 

No hay claridad de qué es lo que está haciendo realmente el Estado mexicano. Pareciera que está actuando a través del Gobierno del Estado de Jalisco con la estrategia ‘Revive Río Santiago’ como si esta fuera su política pública”, detalló.

“Hemos manifestado en todos los foros que, para nosotros, esta estrategia no da respuesta a las medidas cautelares emitidas por la CIDH porque no hay una propuesta global que aborde las relaciones salud-medio ambiente ante la ausencia de un estudio aglutinador e integrador”, precisó.

Telón de fondo
Plantas de tratamiento, enfoque del Gobierno

En el más reciente informe de Gobierno del mandatario de Jalisco, comunicó que suman más de cinco mil 100 millones de pesos destinados para el saneamiento del Río Santiago. 

Entre las principales obras que anunció el mandatario está la ampliación de la planta de tratamiento de “El Ahogado”, la cual inició en 2022 y se espera que concluya este año para poder tratar más de tres mil litros por segundo de aguas residuales. 

En la plataforma de internet habilitada por el Gobierno del Estado “Revivamos el Río Santiago”, se informa del fortalecimiento de 17 plantas de tratamiento, operación y mantenimiento durante la actual administración para sumar al tratamiento de aguas residuales descargadas en la cuenca. 

El Gobierno de Jalisco también contempla, en la plataforma, al colector San Gaspar para captar aguas residuales y de lluvia, así como la ampliación de la planta de tratamiento de Río Blanco para aumentar la cantidad de aguas residuales a tratar. 

En diciembre, fue inaugurada la obra de infraestructura de línea morada para aumentar la cantidad de litros de agua tratados desde la planta de “El Ahogado”. 

En septiembre pasado, el mandatario estatal anunció acciones emergentes para el saneamiento del río previo a la puesta en marcha de la planta de “El Ahogado”. Entre ellas, está un esquema de operaciones al límite de la misma planta para tratar de adelantar la operación del saneamiento.

También está el realizar labores de desazolve y retiro de maleza acuática como parte de las obras del nuevo puente El Salto-Juanacatlán; la compra de cinco circuladores de agua solares para aumentar la oxigenación del agua.

Además, se busca canalizar cuatro puntos de descargas residuales: en el puente del arroyo “La Colorada”; su salida en la presa Las Pintas; en Valle de la Misericordia y el canal Las Pintas, a la altura de El Edén y El Zapote, en Tlajomulco de Zúñiga, esto para llevar aguas residuales hacia los colectores para luego llevarla a la planta de “El Ahogado”.

Finalmente, otra meta era construir una red de colectores en El Salto, de 9.5 kilómetros de longitud y modernizar la planta de tratamiento del municipio.

CT

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones