Miércoles, 21 de Febrero 2024

LO ÚLTIMO DE Ideas

Ideas |

Fantasías Samuel

Por: Diego Petersen

Fantasías Samuel

Fantasías Samuel

La política tiene muchos, muchísimos imponderables, excepto la ley. Resultaba más que evidente que si Samuel García, el gobernador de Nuevo León, quería contender para la Presidencia de la República, era a cambio de la gubernatura, pues el pueblo neolonés, el mismo que le dio 760 mil votos a García, según presumía él mismo en sus redes, no le dio diputados. El pueblo decidió amarrarle las manos a su gobernador y eso exactamente fue lo que vimos.

Se trata de uno de los errores más infantiles de la política en los años recientes. Por más que Samuel quiera autoengañarse diciendo que en diez días voltearon la elección, que tenía a las candidatas muertas de miedo, que los jóvenes iban a votar por él por el simple hecho de que, además de imberbe, no ha cumplido los 40 años, en las encuestas serias no pasó de los diez puntos. El mito de la gran campaña es igual que el mito Tesla; no han puesto una piedra de la planta de automóviles eléctricos estadounidenses y la festejan como si ya estuviera operando. Todo fue una fantasía.

Íbamos muy bien, pero se nos atravesó la ley, es el discurso que repiten en redes Samuel García y sus coristas. Incluso tuvo el descaro de decir “la Corte nos cerró la puerta” (sic) cuando lo único que hizo el tribunal fue confirmar lo que había dicho en la sentencia: de acuerdo con la legislación de Nuevo León, el Congreso nombra al sucesor. Punto. Ahora encima tiene que resolver el tema de su renuncia, pues jurídicamente esta fue presentada, aceptada y está vigente y no está claro que simplemente con notificar al Congreso la licencia quede revocada. En síntesis, todo mal.

El daño a Movimiento Ciudadano no es menor. Construir una candidatura creíble después de esta pifia será mucho más complicado y cuesta arriba. Las opciones más viables son el diputado Jorge Álvarez Máynez, coordinador de la campaña efímera de Samuel, pero que no tiene ni de lejos el juego en redes -ni el presupuesto- que tenía el gobernador de Nuevo León. La segunda opción es el propio Dante Delgado, que es la antítesis de eso que hasta el viernes decían ser los naranjas: una opción fresca que le habla a los jóvenes.

La otra fantasía es que sin Samuel en la boleta ahora sí la campaña de Xóchitl va a prender. Nada tiene que ver una cosa con la otra y el peor error que podría cometer el Frente es pensar que ganaron algo descarrilando al fosfocandidato. Ninguno de los problemas de la campaña de Gálvez se resolvió con el affaire Nuevo León. Todos siguen ahí, sólo que ya no tienen a quién echarle la culpa.

Temas

Lee También

Recibe las últimas noticias en tu e-mail

Todo lo que necesitas saber para comenzar tu día

Registrarse implica aceptar los Términos y Condiciones